23 octubre 2017

Ensalada Birmana de Judías Verdes



 
En las vacaciones del verano pasado, durante mi estancia en Myanmar, comimos más que bien. Fue toda una experiencia gastronómica y creo que no exagero si afirmo que de los países asiáticos a los que he viajado, ha sido en Myanmar donde mayor variedad de platos tuvimos ocasión de probar y no sólo eso, sino que todos estaban deliciosos.

Más allá de currys y salsas picantes, la cocina birmana guarda un amplio repertorio de platos con verduras que son ideales como entrantes y también como acompañantes o para refrescar ciertos bocados de esos otros platos más picantes.



  


La Ensalada birmana de Judías Verdes ha sido uno de ellos y ésta es mi adaptación. La probamos en el restaurante Green Chilli pero no en el que hay en la población de Inle, sino el que está en uno de los canales de la villa de Nam  Pan, al que llegamos tras toda una mañana de navegación por aquel laberinto acuático.

  

 

 
Nos gustó tanto, y no sólo este plato, que al final del almuerzo solicitamos que la cocinera compartiera con nosotros alguno de los secretos de aquella comida. Como estaréis imaginando, no desaproveché la ocasión y tomé buena nota de aquellas confesiones. Espero que os guste.


INGREDIENTES:
  • 200 gr, de Judías verdes
  • 1 Tomate maduro
  • 1 Puñado de Anacardos tostados o fritos, picados
  • 2 Cucharadas de Cebolla Morada picada
  • 1 Diente de Ajo
  • 1 Chorrito de Aceite de Oliva Virgen Extra (receta original con aceite de cacahuete)
  • 1/2 Limón
  • 3 Cucharadas de Salsa de Soja
  • 1 ó 2 Cucharadas de Vinagre de Arroz o de Manzana
  • 1 Guindilla (opcional)
  • Sal

PREPARACIÓN:
  1. Cocer las judías verdes durante 5 minutos y escurrir. Cortarlas en trocitos de no más de 2 cm. de largo. Reservar
      
  2. Pelar el tomate y cortarlo a trocitos muy pequeños, también lo podemos rallar. Reservar.
      
  3. En una sartén poner un chorrito de aceite de oliva y saltear el diente de ajo picado y la guindilla. Verter en un cuenco.
      
  4. En ese mismo cuenco añadir la salsa de soja, el vinagre, el zumo de 1/2 limón, la cebolla bien picadita, el tomate y los cacahuetes. Mezclar y rectificar de aceite y sal si fuera necesario.
      
  5. Añadir al cuenco las judías verdes, mezclar y servir.

Bon Appétit!



4 comentarios :

  1. Por más ensaladas que se veo, no hay dos iguales, qué rica y frescas se ven las judías. Me apetece muchísimo probar un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes razón, la lista de ensaladas es larguísima y todas apetecibles, ésta de corte asiático.

      B7ssss

      Eliminar

Gracias por llegar hasta aquí y dedicar unos minutos a dejarme un comentario, valoro mucho tu opinión. Por cuestiones de tiempo, no responderé a consultas realizadas en mensajes privados.