01 febrero 2014

Restaurante Sorsi e Morsi: un Círculo Vicioso de Sorbos y Mordiscos

      
Me muero de ganas de contaroslo, sí. He entrado en un Círculo Vicioso, en el del grupo de restauración de Vicios Italianos. Ellos llaman a esta iniciativa "Círculo de Vicialización" y, como todo vicio, es una delicia que crea adicción.
  
La experiencia tuvo lugar el pasado jueves, en el Restaurante "Sorsi e Morsi" Alameda, donde un grupo de bloggers y clientes VIP fuimos invitados a probar y calificar los nuevos platos de la Carta de los restaurantes  "Sorsi e Morsi" Alameda "Sorsi e Morsi" Ruzafa.
  
Este "Círculo de Vicialización" es como un "Círculo de Calidad" del que estos chicos de Vicios Italianos hacen su feedback, digamos que es un proceso de mejora contínua con el objetivo de ofrecer la mayor calidad.   


   
Dos restaurantes del grupo, Al Pomodoro y la Pappardella, ya me tenían doblemente viciada, así que cuando recibí la invitación para asistir al pre-estreno de la nueva carta de "Sorsi e Morsi", sabía que iba a caer entre las redes de un tercer vicio italiano.
  
A la llegada nos recibieron Laura y Paula, derrochando simpatía y pasión por lo que están haciendo. Enseguida nos introdujeron en el  Vicio y en todo lo que nos tenían preparado para esa noche. Juanma, de El Disfrutón, ya estaba allí, el resto de invitados no tardaría en llegar, entre ellos, los bloggers de Chic Souffle, Verlanga y Wear to Go.

La sala es amplia, coqueta, de diseño minimalista, muy fresco, ofreciendo un ambiente desenfadado y acogedor, y con unas vistas inmejorables al Museo de la Ciencia Príncipe Felipe.
  

Los platos que probamos se caracterizaban por su creatividad y por la inquietud de los responsables, Laura y Paula, y del chef, Vincenzo, de darnos a conocer auténticos platos italianos con una visión actualizada y adaptándolos, en algunos casos, a los paladares valencianos. Inquietos y Visionarios que son estos chic@s de Vicios Italianos.  
   
Vincenzo nos fue comentando cada uno de los platos servidos. Comenzamos con un Crostini della Zia, deliciosa combinación de clásicos ingredientes italianos, siempre con un buen resultado. Ideal para compartir a pesar de la fragilidad del pan de cristal.


Seguimos con un Falso Vitello Tonnato, que de falso sólo tenía el nombre. Se trata del clásico Vitello Tonnato re-visitado, acompañado de una base de rúcula, champiñones y tomate. El resultado un plato mucho más fresco y una mezcla de sabores de lo más acertada.

Si tengo que poner un pero, se lo pondré al nombre. No me gusta eso de Falso para un plato tan auténtico.
  

El tercero de los Antipasti fueron unos Tacos de Pato.
   
De los tacos me sorprendieron dos cosas: la tortilla utilizada era unos Piadine crujientes, buena textura, y el pato me trajo recuerdos al pato laqueado. Todo ello acompañado de una suave Salsa de Yogur, que le aportaba frescura y jugosidad. ¡Buen mordisco!
 

Rica y tierna estaba la Hamburguesa de Parmesano servida con un acompañamiento de Patatas Paja caseras.
   
El toque italiano se lo daba el tomate seco y el parmesano, y a pesar de no ser un plato típicamente italiano, sin lugar a dudas, más sabrosa y mejor tratada que en gran parte de los establecimientos donde son los platos estrella.
 
    
Continuamos con la Hamburguesa Mediterráneo. Quizás el nombre no nos aclare mucho, y más viviendo junto al Mediterráneo. Pero, ¿Qué hay detrás de este nombre?
   
Así llaman los de Vicios Italianos a una deliciosísima Hamburguesa de Sepia, ¡Sepia, habéis leido bien!, con una Mayonesa de Curry y Panceta. Sorprende la combinación, lo sé. Pensé lo mismo: ¿panceta? ¿sepia?
   
Pues sí, en perfecta armonía: panceta y sepia. Hay que probarlo para comprenderlo. ¿Le ponemos un pero? Para mi gusto la mayonesa de curry estaba de vicio y no la cambiaría, pero quizás para que llegue a más público debería tener un punto, sólo un punto, más suave.
  
¡Ah! Las patatas que la arropaban estaban buenísimas.
  
  
Llego el momento de probar la pasta. Unos Pappardelle Sicule fueron los primeros en llegar a la mesa.
  
La salsa era un suave pesto de albahaca, almendra y tomate seco, muy delicado y, quizás, demasiado suave en el primer bocado, pero que iba conformando su personalidad en los siguientes. Un plato muy elegante, agradable descubrimiento la de este Pesto de Almendras, sí señor.
   
    
Continuamos nuestras andanzas por la pasta con unos Spaghettoni Pesce Spada. Notas: Pez Espada, toques refrescantes de menta, picantes por la guindilla y la cremosidad de la berenjena. Muy rico. 
  
¿Le pongo un pero? Me gustaron tal cuál, pero personalmente hubiera subido la intensidad del sabor a pescado. De todas formas, es cuestión de gustos, ya que algún otro de los comensales hubiera preferido hacer este sabor más suave. Sin lugar a dudas, un plato de pasta  muy especial, de los que crean grandes adeptos, o todo lo contrario.
  
  
Unos Ravioloni al Pesto Delicato cerraron el capítulo pastas. Los ravioli estaban rellenos de espinacas y ricota, un clásico que funciona bien. El pesto, otro hallazgo, estaba realizado con rúcula y limón.
  
¡Buen contraste! Esa fortaleza, ese amargo de la rúcula con la suavidad del punto de limón. De ahí lo de Delicato. Delicado ... delicado y elegante, diría yo.
   
    
Y llegó el momento dulce, los postres. 
  
Probamos una selección de ellos: su rica y especial Tarta de Quesos con sirope de arándanos, el más conocido de los postres italianos, el Tiramisú, una deliciosa y suave Tarta de Limón y Merengue, y un Banoffee con dulce de leche que han vuelto a introducir en su carta y que fue la delicia del grupo.
   

De todos los platos que tuvimos la ocasión de probar, destaco, sin lugar a dudas, dos de ellos: el Falso Vitello Tonnato y la Hamburguesa Mediterránea. Y hago mención especial a ellos tanto por su originalidad en la presentación y combinación de ingredientes, como por el resultado final conseguido. Fue un placer comerlos y disfrutar de la fusión de sabores que experimentaba mi paladar.¡Me gusta que me sorprendan!

En su página web dice: Auténticamente pero no Típicamente Italiano, confirmo que ¡lo han conseguido! Recetas tradicionales italianas, algunas re-visitadas, vistas desde un prisma más actual.
  
  

6 comentarios:

  1. Mariajose Melendez01 febrero, 2014 18:10

    Me acaban de entrar unas ganas de ir..
    Y después de leer el post se lo q pediré.
    Y de paso conozco el de la Alameda.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los platos estarán disponibles en unos días tanto en Sorsi e Morsi Alameda, como en el de Ruzafa.

      Un buen restaurante italiano ¡ a tener en cuenta!
      B7sss

      Eliminar
  2. LuciaE

    Lo probasteis todo? Es mucho, pero si pudisteis es que debía estar muy bueno. Las fotos dan fe de ello. Me propongo una visita lo más rápida que pueda. Ya te diré.

    Sigue dándonos recomendaciones.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Para poder probar todas las novedades tuvimos que compartir los platos, sino ¡era imposible!

      Estuvo todo muy rico, unos platos me gustaron mucho más que otros, pero me gusta como lo presentan.

      B7ssss

      Eliminar
  3. Menuda pinta tiene todo

    Si voy por Valencia por algún tema laboral ya se donde ir a comer.

    Gracias Carmen!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es una opción, desde luego, y entre semana con menús a muy buen precio, en este restaurante y en todos los del grupo.

      B7sss

      Eliminar

Gracias por llegar hasta aquí y dedicar unos minutos a dejarme un comentario, valoro mucho tu opinión. Por cuestiones de tiempo, no responderé a consultas realizadas en mensajes privados.