13 noviembre 2012

Nueva York: Domingo en la Cuna de las Galletas Oreo

  
Domingo de maratón en Nueva York. 
  
El 04.11.2012, debía haberse celebrado la Maratón de NY 2012, pero el huracán "Sandy", una semana antes, se llevó parte de las infraestructuras necesarias y limitó bastante el abastecimiento de combustible a la ciudad y alrededores.

Bloomberg, el alcalde de NY, cuatro días antes, anunció en televisión que la maratón seguía en pie, pero a menos de 48 horas de la celebración de la misma, volvió a aparecer en el mismo medio para informar de su cancelación definitiva.

Intuyo que esta decisión de última hora, cuando los 50.000 participantes ya se encontraban en NY, se debió a cuestiones políticas, pues las elecciones presidenciales se celebraban también ese domingo y debían evitar cualquier contratiempo. Se llego a prohibir a la organización de la maratón cualquier convocatoria alternativa en ese día.

Y si no hay maratón ¿qué podemos hacer un domingo en NY?

Una de mis actividades domingueras preferidas es salir a vagabundear por la ciudad. Caminar y caminar, descubrir rincones nuevos y parar a comer algo allá donde nos guste.

En NY hicimos lo mismo, sólo que las distancias son mayores y el recorrido fue mayor de lo habitual.

Bien temprano nos encaminamos al Chelsea Market, situado en el barrio del mismo nombre. Esta zona ahora se ha puesto de moda, abundan las tiendas con encanto y se aleja del estilo "gran lujo" que podemos encontrar en grandes avenidas como la 5th.

El Chelsea Market está ubicado en el edificio que antes ocupaba la fábrica de Nabisco, lugar donde nacieron las famosas galletas Oreo. ¿Os suenan, verdad?
  

Para mi fue un agradable descubrimiento. Salvo un par de tiendas dedicadas a la moda, el resto está dedicado a temas relacionados con la gastronomía.

En sus instalaciones se encuentran agrupados un buen número de comercios de productos gourmet de diferentes países, por supuesto, también de Estados Unidos, y en los cuáles podemos encontrar productos de lo más variado y original.

Allí confluyen supermercados con frutas y verduras frescas venidas de cualquier parte del mundo, pescaderías, lugares de comidas para llevar, restaurantes de comida Thai, japonesa, marroquí, italiana, etc., tiendas donde comprar cualquier tipo de pan, tartas, cupcakes o pasta fresca, incluso de artículos de cocina y para servir en la mesa. 
  

Un verdadero paraíso para los amantes de la cocina y de la gastronomía.

Uno de mis lugares predilectos es The Lobster Place, donde podemos encontrar cualquier variedad de marisco o pescado fresco. También ofrecen algunos platos preparados como infinitas variedades de sushi, caracoles rellenos, gambas preparadas, pescado con rebozados exóticos ..... Mmmmm!

De apariencia muy apetecible, ¡entran ganas de probarlo todo!
  

El producto estrella es la langosta, no olvidemos que es la que da el nombre al local. Te ofrecen la posibilidad de elegir una pieza que ellos te cocinan y preparan para que puedas tomarla allí mismo. Como imaginaréis, no dejamos pasar esta oportunidad y nuestro almuerzo de domingo fue una langosta al vapor, acompañado del mejor sushi que he probado nunca. ¡Qué rico! Y lo mejor de todo, a un precio de lo más asequible.
  

Como no, aproveché mi paso por The Lobster Place para comprar algunas salsas asiáticas que por aquí me cuestan más de encontrar.

Tras el almuerzo, seguimos recorriendo el mercado y nos encontramos con varias tiendas dedicadas a cupcakes, tartas, galletas y popcakes. ¡Qué preciosidades! 
  

Hay galletas para cualquier ocasión, es imposible pasar por su lado sin que te pares a mirarlas.

Por Bowery Kitchen Supply, la tienda de utensilios de cocina, pasamos varias veces. Había tantas cosas que no sabía a qué prestar atención. Me apetecía llevármelo todo, cosa imposible, pero caí en la tentación y me vine con algunos detallitos para la mesa.
  

Si entramos a Chelsea Market por la 9th Av., nos reciben dos locales que no os podéis perder si algún día vais por allí.

El primero de ellos es Anthropologie, una tienda de ropa femenina con un toque muy muy especial, nada que ver con la "marquitis" que sufre NY. Lo curioso de esta tienda es que mezcla en sus estantes moda y objetos para el hogar, con ese sello que los hace tan diferentes.


¡Vale! Lo confieso, también caí en la tentación y me traje un servicio de cubiertos estilo vintage de los que me enamoré nada más verlos.

Enfrente de Anthropologie se encuentra el restaurante Giovanni Rana. Con ese nombre ya os podéis imaginar cuál es su especialidad:  pasta fresca de variedades impensables y otras especialidades y vinos italianos.
  

Como ya habíamos almorzado, lo dejé en la lista de "pendientes" y justo el día en qué regresábamos a España, hicimos nuestro último almuerzo neoyorquino allí.

¡Madre mía! Todavía recuerdo el sabor de los Mezzaluna de langosta y setas Chanterelle rebozadas que tomé. Prometo hacer pronto esta receta, o al menos, intentar imitarla. Por cierto, los Tagliatelle de nueces con ragú de gallina pintada que tomó mi "corremillas", también estaban deliciosos.
  

El restaurante es precioso, ambiente cálido y acogedor. Tiene la cocina a la vista, al igual que el lugar donde hacen la pasta y el precio bastante equilibrado.

Yo lo tengo claro: ¡Si vuelvo, repito!

Nota: Chelsea Market se encuentra en  9th Av., entre la 15th St, y la 16th St. Aquí se indica cómo se puede llegar, si no decides ir caminando cómo hice yo.



23 comentarios :

  1. No sabes la envidia que me das. Tengo ganas de volver a Nueva York, esta vez solo a callejear y encontrar estos rincones gastronómicos que nos ofrece la ciudad de los rascacielos.
    Un besito desde Las Palmas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cuando vuelvas pásate por aquí, para mi fue todo un descubrimiento.

      B7sss

      Eliminar
  2. Sí que vau aprofitar bé el viatge!!! Al final potser vau acabar fent la marató, però xino - xano... oi? Molt boniques, les fotos de NY! Petons

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El viaje lo aprovechamos ¡a tope!

      La maratón no pudo ser ¡quizás al año que viene!

      Intentaré preparar otro post con más rincones.

      B7sss

      Eliminar
  3. Carmen, conociendote ,se que has disfrutado de lo lindo
    cuando repitas avisame ¡¡¡ que me voy !!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y tanto que he disfrutado, a un viaje siempre le encuentro la parte buena, aunque no salga como había planeado.

      Y lo dicho, ¡tenemos que hacer un viaje de chicas a NY! Jajajajaja


      B7ssss

      Eliminar
  4. Ayy por favor, la envidia me corroe... Eso si que es disfrutar!! :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ;-) No tuvimos maratón, pero no nos aguaron la fiesta.

      Otro año será!

      B7sss

      Eliminar
  5. qué maravilla deentrada y que envidia!
    Son geiaes las fotos, yla explicacion, si algun da vy a NY no dudare en vlver aleerla! un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Gracias Tere!

      No quiero dar envidia con la entrada, quiero aportar datos, que a mi también me gusta encontrarme este tipo de "utilidades".

      Cuando tenga tiempo os preparo otro y los vamos coleccionando.

      B7sss

      Eliminar
  6. Que pena lo del Marathon,eh!!Así teneis otra buena escusa para volver otra vez.Y me ha encantado como lo cuentas todo ya me veia yo también ahi recorriendo esas calles.Algun día iremos porque también tengo un "correcaminos" en casa.:)
    Un beso Carmen

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo de la maratón fue una pena, pero mi "corremillas" tiene clarísimo que vuelve ... ya te digo.

      Si vas, verás, te gustará el ambiente. Vete coleccionando las direcciones que publique que te vendrán muy bien. En NY se puede comer bien y a qué precio.
      ¡Ah! El Chelsea Market no está muy lejos de donde se recogen los dorsales, así que no tendrás excusa.

      B7ssss

      Eliminar
    2. Gracias Carmen por la información!Ganas tenemos de ir!!!:-) :-) :-) :-)

      Eliminar
  7. Respuestas
    1. ¡Hola Nuria!

      No digas eso .... igual los Reyes Magos son generosos. Fueron mis Reyes del 2012 ;-)

      Y si, lo hemos pasado muy bien, a pesar de todos los obstáculos.

      B7sss

      Eliminar
  8. Mariajose Melendez15 noviembre, 2012 11:34

    Hola Carmen. Por fin he podido entrar desde el Pc a tu blog.
    Esta claro que el problema es de mi móvil.... si ya sabía yo que siempre pasa igual.
    Pero bueno, envidia de viaje. Es uno de mis viajes pendientes desde que tengo 18 años. Algún día podrá ser...
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Maria José, no sé si el problema será de tu móvil, pero es verdad que esta semana algún día cuesta más conectarse a algunos sitios.

      Guarda las direcciones del viaje por que nunca se sabe, yo no lo tenía en la cabecera de mi lista de viajes pendientes, pero mira por donde.

      gracias por pasarte!

      B7sss

      Eliminar
  9. Нola, muchаs gracіas por сompartiг tanta infоrmacion, me hа sіdο muy intеresаnte
    y ahоra mismo lo voу а eѕcribir en mі tuentі, saludoѕ!
    !

    Lоok at my pаge :: coches para bebes chicco

    ResponderEliminar
  10. Muy interesante y completo tu artículo. A toda la gente que viene a NY, siempre les decimos lo mismo: "probad todos los restaurantes que os sea posible, y cuanto más étnicos, mejor". Para aquellos que esteis interesados en donde comer en NY, os recomendamos leer http://www.vivenuevayork.com/comer-en-nueva-york/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro que os haya gustado, en este artículo sólo hablaba del Chelsea Market ¡que ya es un mundo!
      En http://atableconcarmen.blogspot.com.es/2012/12/nueva-york-maraton-de-direcciones.html he dejado más direcciones que no hay que perderse en Nueva York.

      B7sssss

      Eliminar
  11. Una entrada genial, muchas gracias por recomendármela ya la tengo leída y guardada jajaja

    besazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Alejandra.
      En este tipo de posts intento compartir lo que a mi me gusta encontrarme en otros y que me pueda resultar de ayuda: direcciones, recomendaciones, etc.

      B7ssssss y disfruta en Nueva York

      Eliminar

Gracias por llegar hasta aquí y dedicar unos minutos a dejarme un comentario, valoro mucho tu opinión. Por cuestiones de tiempo, no responderé a consultas realizadas en mensajes privados.